Sin víctimas, se quemaron 140 hectáreas de monte en Salinas norte.

Sin víctimas, se quemaron 140 hectáreas de monte en Salinas norte.
Compartinos

Una vez mas el fuego tuvo en vilo a la Costa de Oro, como en casi todos los últimos años de especial sequía y mas o menos en los mismos predios de siempre.

El fin de semana fue una nueva prueba al Sistema de Emergencias en su conjunto que prestó servicios en distintos puntos del departamentos de Canelones, Montevideo y Río Negro.

El caso de Salinas fue el que requirió mayor coordinación entre fuerzas incluyendo la Aérea con helicóptero, Policía desde el aire, bomberos de seis destacamentos, bomberos voluntarios, Intendencia y vecinos

Comenzó sobre las 17:00 en una ventosa y tórrida jornada de domingo con altas temperaturas y la combustibilidad del suelo que está en alarma roja en todo el país.

La zona ya se ha quemado varias veces «la Intendencia ha intimado en reiteradas oportunidades» según consignó Leonardo Herou, Presidente del Comité Departamental de Emergencia.

Si bien la situación ameritó todo el dispositivo estresado al máximo por lo poblado de la zona y el compromiso de casas no hubo víctimas ni pérdidas en la comunidad.

«Los vientos dificultaron mucho, hicieron que se propagara muy rápido el fuego con llamas violentas» dijo a Soldeleste el vocero de Bomberos Pablo Benítez.

«Se controló en la noche unos focos que estaban encendidos, se mantuvo y vamos a seguir trabajando , hay puntos calientes, sectores humeantes para ver cómo evoluciona» adelantó el referente.

«La vegetación está muy seca y es posible que se propague en caso de haber reinicios del foco desde las raíces».

Ayuda segura y reclamos

Como en casi todos los episodios que involucran fuego cerca de las viviendas se generaron algunos momentos de tensión.

Hubo reiteración de reclamos por parte del Sindicato Policial para el ingreso de mas efectivos a las fuerzas, expresados por los principales dirigentes en sus redes sociales.

«En cuanto a la ayuda de los vecinos , es entendible, siempre es valorable, también los reclamos de todo quien ve las llamas acercarse a sus casas» comentó Benitez.

«Son situaciones que se dan y a veces no es apagar las llamas, hay sectores humeantes en un área que ya está quemada y no es necesario tanto extinguirlo sino controlarlo».

«La ayuda de la gente es muy valiosa, se acercan a preguntar cómo controlar de forma ordenada, sin exponerse a quemarse o quedar en riesgo».

«Vamos a seguir cuidando el de la 102 y el de Cno. Mendoza», que también estuvieron complicados agregó.

Reiteramos las recomendaciones de no hacer fuegos al aire libre que además de estar prohibido pone en riesgo propios y ajenos en situaciones cada vez mas difíciles de controlar.

En cuanto a los predios, siguen sucios como cada año y casi siempre son los mismos a pesar de las intimaciones y las multas.

A menudo, las quemas en los fondos de domicilios particulares e incluso en vía pública siguen siendo comunes, en horarios muy tempranos de la mañana o tarde en la noche en varios balnearios de la costa canaria sin mayores consecuencias para los irresponsables.

UA-46524237-1